Cada semana un profesor de nuestra escuela visita con los estudiantes uno de los sitios más característicos de Granada. Ayer fuimos a Sacromonte acompañados de Susana. Hablamos, chateamos (por su puesto en español) y finalmente llegamos al tope de la colina. Granada está llena de sitios mágicos y eso es absolutamente uno de esos.

Sacromonte se ubica en la valla del Valparaíso con una vista de la Alhambra. Esos sitios emblemáticos se ubican cada uno de una de los dos partes del río Darro, cuyo nombre tiene su origen de la expresión “D´auro” (significa de oro), por los sedimentos de oro que había allí. Eso un sitio maravilloso con las orillas del rio y el bosque mediterráneo. Se trata de un lugar mágico, hecho de madera mediterránea y costas y decorada por las chumberas y pitas.

Sacromonte es el barrio residencial tradicional de los gitanos de Granada, una comunidad grande y enigmática pero especialmente libre. Hablan su lengua, el caló y se dice que llegó en España el siglo XV después de haber caminado a través de Europa y África. En su tradición hay una fiesta típica, la zambra sacromontana, que siempre cautiva a la gente por su encanto y las faldas tradicionales.

Las cuevas son las casas típicas en Sacromonte. Aún su origen no es tan claro, la primera se construyó en el siglo XVI, cuando los musulmanes y los judíos se deportaron de la ciudad. Después los gitanos les acompañaron. Las cuevas se hicieron para la gente excluida.

Esos elementos arquitectónicos, junto con los callejones, los barrancos y las plazas pequeñas y las fachadas blancas crean un paisaje increíble. La vista y las tradiciones de la gente hacen ese sitio y esa manera de vida fascinantes.

¡Nuestro programa de actividades es muy interesante y ofrecemos guías nuevas cada semana!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

¿Estás interesado en alguno de nuestros cursos?