Quien siembra vientos, recoge tempestades

Este refrán se refiere a las consecuencias de nuestra actuación, sobre todo, la actuación mala. Si actuamos mal, si les hacemos daño a otros, algún día, cuando los necesitemos, no van a ayudarnos, ya que las consecuencias de los actos malos solo pueden ser malas.

Otros Proverbios

A quien Dios se la dé, San Pedro se la bendiga
El que ríe el último, ríe mejor
A la cama no te irás sin saber una cosa más.
Un grano no hace granero,pero ayuda a su compañero

¿Estás interesado en alguno de nuestros cursos?