Each word consists of syllables and among them there is one that is stronger than the others in pronunciation (tonic syllabe).

BU-ZÓN              PE-LÍ-CU-LA               PA-RA-GUAS                 SOL

Some of them have an orthographic accent (tilde), placed on the vowels (á, é, í, ó and ú).
A according to his accent, the words are classified into AGUDAS, LLANAS, ESDRÚJULAS, SOBREESDRÚJULAS.

•  AGUDAS word are the ones that have the prosodic accent on the last syllabe:

–     Ca jón
–     Or de na dor
–     Re loj
–     Vol ve rás
–     Ma má …

Only when “agudas” words have a -n, -s, or vowel termination ( también, almacén, sofá, además…), they have a grafic accent.

•   In LLANAS words the tonic syllabe is the penultimate:
–    Pin tu ra
–    Cal cu la do ra
–    Car pe ta
–    Án gel
–    Pro tes tan te

These words only have a grafic accent if they DON’T have a -n, -s,- or vowel termination :

 

 

 

    Bíceps

    Móvil

    Án gel

    Cárcel

•   SOBREESDRÚJULAS words have the prosodic and GRAFIC accent on the thirdultimate syllabe.

– préstamo

– hipócrita

– teléfono

– crédito

•   SOBREESDRÚJULAS words have the accent on the forthultimate syllabe. They have 2 accent, tre grafic and the prosodic ones. The first accent is the same of the adjective from whom it is formed (if it is an adverb).

–     Evidentemente
–     Fácilmente
–     Obviamente

2.    Imperativos de los verbos reflexivos:

có-me-te-lo
trá-e-me-la

–    Los monosílabos no llevan tilde, a menos que no se trata de tilde diacrítica, apta a diferenciar palabras homógrafas que pertenecen a dos categorías gramaticales diferentes:

más (adverbio de cantidad): Quiero más comida.
mas (conjunción adversativa con el significado de pero): Le pagan, mas no es suficiente.

tú (pronombre personal): Es preciso que vengas tú.
tu (adjetivo posesivo): Dale tu cartera.

él (pronombre personal): ¿Estuviste con él?.
el (artículo): El vino está bueno

mí (pronombre personal): Todo esto es para mí.
mi (adjetivo posesivo): Trae mi calendario.
mi (nombre común): Concierto para oboe en mi bemol mayor.

sí (adverbio de afirmación): Él sí quería.
sí (pronombre reflexivo): Lo atrajo hacia sí.
si (conjunción condicional): Vendrá si quiero.
si (conjunción de interrogativas directa): Pregúntale si quiere venir.
si (nombre común): Concierto para piano y orquesta en si bemol.

dé (del verbo dar; cuando se le une algún pronombre, también se acentúa): Déme ese dinero.
de (preposición).

sé (de los verbos ser o saber): Yo no sé nada, Sé un poco más educado.
se (pronombre personal y reflexivo).

té (nombre común): Póngame un té.
te (pronombre personal): Te voy a dar.

para evitar confusiones, lo que se conoce como anfibología (en caso de que no existiese confusión, podemos prescindir de la tilde):
aún (adverbio temporal o de modo con el significado de todavía): ¿Aún no ha llegado?.
aun (resto de los casos)

tú (pronombre personal): Es preciso que vengas tú.
tu (adjetivo posesivo): Dale tu cartera.

él (pronombre personal): ¿Estuviste con él?.
el (artículo): El vino está bueno

mí (pronombre personal): Todo esto es para mí.
mi (adjetivo posesivo): Trae mi calendario.
mi (nombre común): Concierto para oboe en mi bemol mayor.

sí (adverbio de afirmación): Él sí quería.
sí (pronombre reflexivo): Lo atrajo hacia sí.
si (conjunción condicional): Vendrá si quiero.
si (conjunción de interrogativas directa): Pregúntale si quiere venir.
si (nombre común): Concierto para piano y orquesta en si bemol.

dé (del verbo dar; cuando se le une algún pronombre, también se acentúa): Déme ese dinero.
de (preposición).

sé (de los verbos ser o saber): Yo no sé nada, Sé un poco más educado.
se (pronombre personal y reflexivo).

té (nombre común): Póngame un té.
te (pronombre personal): Te voy a dar.

–    los pronombres éste, ésta, ése, ésa, aquél y aquélla, así como sus plurales, llevan tilde para diferenciarlos de los determinantes equivalentes.
–    los determinantes este, esta, ese, esa, aquel y aquella y sus plurales no llevan tilde nunca.

esto, eso y aquello no llevan tilde nunca, puesto que son siempre pronombres.

–    en interrogaciones, admiraciones o expresiones de carácter dubitativo (también en oraciones que presenten un matiz interrogativo o dubitativo, aunque no existan signos de puntuación o admiración), también se acentúan:

cómo: ¡Cómo que no!, Me pregunto cómo habrá venido.
cuál: Esa es la habitación en la cual estuvieron, ¿Cuál es el tuyo?.
quién: ¿Quién lo ha dicho?
qué: Pídele lo que te debe, No sé qué hacer.
dónde: ¡Dónde fuiste a pedir dinero!.
cuándo: Hazlo cuando tengas tiempo, ¿Cuándo vienes?.
cuánto, cuán: No te imaginas cuán ridículo estás, ¿Cuantas cosas has traído?.

por qué (partícula interrogativa): ¿Por qué no vienes?.
por que (grupo átono formado por la preposición por más pronombre relativo o conjunción subordinante que). En el primer caso siempre es posible intercalar un artículo determinado: ¿Cuál es la razón por (la) que te fuiste?. La segunda aparece cuando el verbo antecedente rige la preposición por: Se decidió por que viniera Pepe.
porque (conjunción subordinante causal [átona]). Iré porque me lo pides, Porque te quiero a ti…
porqué (nombre): Este es el porqué de su decisión.

el hecho de que tales palabras vayan en una oración interrogativa o exclamativa no significa que tengan sentido exclamativo o interrogativo. Si no lo tienen, no deben llevar tilde:
¿Eres tú quien lo ha hecho? (la pregunta se refiere a tú)
¡Vendrás cuando te lo diga!

Are you interested in any Course?